27/01/2009

La forma de gobernar del PSOE en Altea sigue perjudicando a los ciudadanos en temas de una importantísima trascendencia para nuestro municipio. La nula capacidad de Andrés Ripoll y su equipo de gobierno de mantener un diálogo con la oposición y las entidades sociales ha provocado que nadie haya podido participar ni aportar ideas sobre los proyectos presentados para beneficiarse del Fondo de Inversión Local puesto en marcha por el gobierno central y por el que a Altea le corresponden cuatro millones de euros.

La única información que ha recibido el Grupo Municipal Popular en el Ayuntamiento de Altea fue el listado de proyectos presentados del que se dio cuenta en la pasada sesión plenaria, dos días antes de que acabara el plazo para presentar solicitudes, negando así ninguna posibilidad de debate o intervención de los grupos de la oposición. Listado, por otra parte y en palabras del propio alcalde, incompleto, puesto que aún se estaba trabajando en otros proyectos. De los proyectos incluidos en ese listado, se nos ha negado cualquier tipo de información en reiteradas ocasiones, incumpliendo el Reglamento Orgánico Municipal que dice claramente que los expedientes que se llevan a Pleno deben estar a disposición de los concejales para su consulta.

Es evidente que nuestra voluntad de conocer los proyectos ha tenido siempre como objetivo participar y aportar nuestras iniciativas e ideas, el mirar por el bien de los alteanos entre todos los grupos políticos para aprovechar la oportunidad que suponía este plan de subvenciones.

Ideas y mejoras que, por ejemplo, se podían haber tenido en cuenta en los proyectos presentados para Altea La Vella. Estando absolutamente de acuerdo con la ampliación del Consultorio Médico de Altea La  Vella, desde el  Partido Popular consideramos que se podría haber aprovechado la ocasión para plantear una solución conjunta a los problemas más acuciantes del casco urbano. Se podría haber tenido en cuenta la posibilidad de crear un edificio público en el que se ampliara el consultorio en primera planta y se diera cabida a las dependencias municipales en la segunda, dejando de esta manera espacio para crear una sala multiusos y de reuniones que pudieran aprovechar los vecinos y entidades. En un proyecto de estas características, se podría haber incluido la creación de un Parking subterráneo de dos plantas que solucionaría el gravísimo problema de aparcamiento de la zona.

No se ha tenido en cuenta por parte de este equipo de gobierno la posibilidad de desarrollar el vial alternativo, contemplado en el Plan General, que solucionaría los problemas de tráfico rodado del núcleo urbano de Altea La Vella. Vial que no se ha podido llevar adelante por la enorme carga que supone para los propietarios. Esta era una oportunidad histórica para evitar esa carga y solucionar los problemas de tráfico impulsando el desarrollo de este tramo.

El proyecto para la Ciudad Deportiva de Altea la Vella es imprescindible y desde el Partido Popular lo consideramos una prioridad ineludible. Sin embargo, hay que recordar que existen otras vías muy específicas para recabar financiación supramunicipal para estas obras a las que este equipo de gobierno no ha presentado solicitud. La mala gestión del gobierno local hace que Altea pierda recursos por no presentarse a las convocatorias de subvenciones y luego pretenda taparlo destinando un dinero que se podía haber invertido en otros proyectos.

Desde el Partido Popular, lamentamos que la prepotencia de Andrés Ripoll y su equipo de gobierno les haya llevado a no escuchar nuestras propuestas, aportaciones y opiniones a pesar de habernos puesto a su disposición en numerosas ocasiones y de haber solicitado información sobre estos temas en reiteradas comisiones informativas.

Domingo Berenguer Pérez

Concejal del Grupo Municipal Popula