El pasado mes el equipo de gobierno mandó una circular a los bares y restaurantes informando de que iba a subir la tasa de mesas y sillas un 300% al aplicar las tarifas existentes durante los 365 días al año en lugar de los 120 que se aplicaban hasta ahora. Pese a las peticiones del Portavoz Popular Pedro Barber de que estableciese factores de corrección según la temporada del año, distinguiendo entre temporada baja y alta, el tripartito Compromis-PSOE-Altea amb Trellat ha hecho oídos sordos a las reclamaciones de los comerciantes y a las peticiones del Grupo Popular por lo que presentará este martes una moción por urgencia.

Lo que se pide es que se establezcan dos temporadas; temporada alta del 1 de julio al 31 de agosto donde se aplicará la tarifa vigente y temporada baja, el resto del año, donde se aplicará un factor de corrección de temporada del 0,250. “No tiene sentido aplicar las mismas tarifas el mes de agosto que el mes de noviembre donde los bares y restaurantes preferirán no montar la terraza a tener que pagar, ya que la ocupación durante esos meses y por tanto los ingresos dan apenas para mantenerse.” Ha declarado el portavoz popular.

“Espero que esta vez tengamos más suerte que con las mociones de bajar el tipo del IBI y la moción para establecer bonificaciones para desempleados, pensionistas y familias numerosas en el recibo del agua donde el tripartito votó en contra y atienda a las reclamaciones de los bares y restaurantes y durante los meses de invierno puedan mantener a sus trabajadores” Ha finalizado Barber.