24/06/2008

Los Presupuestos de 2008 suprimen de la oferta de empleo público las 6 plazas de Policía Local que en su día acordaron todos los grupos políticos por unanimidad.

El Presupuesto Municipal para el ejercicio 2008 promovido por el PSOE de Altea tiene previsto aumentar la recaudación por multas de tráfico en un 60 % con respecto al año anterior. La Partida Presupuestaria nº 39100 denominada “MULTAS DE TRAFICO” recoge una previsión de ingresos para este año de 360.000.-€, frente a los 225.000.-€ presupuestados en el 2007, lo que supone un espectacular incremento del 60 %.

Para el gobierno municipal de Altea, las multas por infracciones de tráfico no son un instrumento para reordenar el tráfico o facilitar el aparcamiento regulado, sino una mera herramienta para recaudar un 60 % más a costa de multar a los vecinos de Altea, que desde hace días ya han empezado a notar la medida.

La seguridad ciudadana no parece que sea una de las prioridades de los socialistas en Altea, sino todo lo contrario. Si resulta inexplicable que se destinen nuestros agentes a multar a los vecinos en vez de contribuir a la seguridad de los ciudadanos, la eliminación de 6 plazas de la Policía Local que ya debieran de haber sido contratadas hace meses, constituye un nuevo despropósito de la errática política de Andrés Ripoll y su equipo de gobierno. Máxime si tenemos en cuenta que las 6 plazas de Policía que eliminan de un plumazo los nuevos presupuestos fueron consensuadas y apoyadas a finales de la pasada legislatura  por todos los grupos municipales y  los sindicatos del Ayuntamiento.

Si ayer lunes el Presidente del Gobierno anunciaba como medidas para paliar las profundas dificultades por las que atraviesa nuestra economía, la reducción del gasto público, el aumento de las inversiones, la congelación de los sueldos de los altos cargos y la reducción de la oferta pública de empleo excepto en materia de seguridad, el PSOE de Altea parece dispuesto a llevarnos a la deriva con unos presupuestos que aumentan el gasto corriente un 9,61 %, reducen las inversiones públicas en Altea un 77,4 %, aumentan los sueldos de los altos cargos un 92 % y suprimen las 6 plazas de Policía ya presupuestadas en el 2007.

Anabel Zaragoza Llorens

Portavoz del Grupo Municipal Popular.